El fin de semana empezaba con un partido en Sant Quirze del Vallès, las jugadoras del primer equipo se enfrentaban al Balonmano Gavà. Las locales salían a jugar siendo favoritas, pero hacía falta que se reencontraran con la victoria, después de la última jornada.

Las chicas de Dolo Martin planteaban un trabajo de circulación de extremos y movilidad de las pívots en ataque y buscaban recuperar la contundencia en defensa. Ahora bien, la primera parte a pesar de que el equipo local dominó al marcador, no controló el match en ningún momento. Fueron 30 minutos marcados por los errores de lanzamiento de las verde-y-rojas, a pesar de encontrar situaciones claras y sin acabar de encontrarse cómodas en la faceta defensiva. Así pues, el equipo visitante lo aprovechó para plantarse a la media parte con un resultado de 12 a 11.

A la reanudación el equipo del Vallès Occidental daba un paso adelante, y recordaba porque es uno de los equipos menos goleados de la liga. Conseguían recuperar la seguridad y contundencia defensiva, junto con un trabajo de impares y una incansable tarea. Hecho que provocaba que el equipo solo encajase 7 goles en toda la segunda parte. Ahora bien, el partido no se decidió hasta los últimos 8 minutos, puesto que las kiris seguían sin encontrar portería, todo y las claras ocasiones de lanzamientos en ataque e incluso de contraataque. Un seguido de 4 ataques con éxito ofensivo hizo que el equipo de Sant Quirze del Vallès crease una ventaja en el marcador que supo mantener gracias a la enérgica y activa tarea defensiva.

Así pues, las Kiris se reencontraban con la victoria explotando su gran virtud, la defensa. Sin más descanso, en menos de 24 horas afrontarán el partido pendiente de la primera vuelta en Castellón.